11 Películas feministas que no deberías perderte

 

No cabe duda de que el feminismo cuenta con muchos caminos para librar y visibilizar su lucha y que el cine es uno de los más importantes. Y es no son pocas las películas que a lo largo de más de un siglo han tratado de reflejar los valores del feminismo y las diferentes caras del machismo: violencia de género, estereotipos, discriminación, etc.

Ahora que se acerca el Día de la Mujer, en Vanity Flor, hemos querido recopilar en este post algunas de las mejores películas feministas que se han hecho desde que apareció el cine. Muy diferentes entre sí, pero todas con un denominador común, contribuir a la lucha por la igualdad de género y cambiar la percepción que muchos tienen del mundo en la actualidad.

 


1. Mary Poppins (1964)


 

películas feministas

 

¿Quién no ha visto Mary Poppins cuando era niño? Uno de los grandes clásicos de Disney del que, recientemente, han hecho una secuela. Basta con ver a Mary Poppins para darse cuenta de que no es la típica niñera dulce y compasiva, pero tampoco es gruñona.

El perfil de la protagonista es el de una mujer firme, decidida, activa y con carácter que no se para ante nada, ni ante nadie, ni siquiera ante el padre de familia, que es el que le paga el sueldo, el señor Banks, que siente como su autoridad es rebajada ante la llegada de la niñera.

Pero además, también podemos ver tintes feministas en la gran relación de amistad que une a Mary Poppins con Bert, el deshollinador. Una relación en la que incluso podemos ver cierto coqueteo, pero que no llega al romance o a matrimonio.

 

 

No obstante, el momento feminista más destacado de la película sucede cuando la señora Banks nos muestra su faceta más sufragista, llegando a convencer incluso a las empleadas del hogar de que se unan a su causa y luchen por conseguir el voto femenino.

Todo ello no hace sino reflejar la mentalidad de la autora del libro, P. L. Travers, una mujer con las ideas muy claras que, como Mary Poppins, no se amilana ante nada. Si no has visto la película «Al encuentro de Mr. Banks», te la recomendamos encarecidamente, ya que se centra en la relación que la autora tuvo con su historia y con la aprobación de la película de «Mary Poppins».

 

 


2. Erin Brockovich (2000)


 

películas feministas

 

Basada en hechos reales, sin duda, es otra de las mejores películas feministas de la historia del cine. Interpretada por Julia Roberts, Erin Brockovich es una madre soltera que entra a trabajar en un despacho de abogados y acaba investigando un caso sobre una enfermedad cuya procedencia podría ser un escándalo. Una mujer fuerte, decidida y con mucho carácter, pero que también es una verdadera madre coraje.

 

 

 


3. Hysteria (2011)


 

películas feministas

 

La sexualidad femenina ha sido uno de los temas tabú que más han tardado en derrumbarse. Y es que, a lo largo de la historia, la única relación que se permitía a la mujer tener con sexo era la de engendrar hijos. No obstante, el placer y el disfrute siempre han estado presentes aunque no se mencionaran.

En este sentido, la película «Hysteria» de Tanya Wexler viene a derribar todo esto a través de un argumento de lo más original: la invención del primer consolador femenino. Una película ambientada en la Inglaterra de finales del siglo XIX que cuenta la historia del doctor Joseph Mortimer Granville, que crea un aparato que cubre la necesidad del placer femenino, mostrándolo todo sin tapujos.

 

 

Lo más curioso es que se trata de una película basada en hechos reales y en su momento fue una idea totalmente revolucionaria. Pero además, destacamos el papel de Maggie Gyllenhaal, que representa el perfil de las mujeres feministas, que en aquella época eran vistas como «bichos raros».

 

 


4. Orgullo y Prejuicio (2005)


 

películas feministas

 

El hecho de que el papel de la mujer haya estado relagado a lo largo de muchos siglos al cuidado de la casa, del marido y de los hijos, ha hecho que para muchas fuera muy complicado dedicarse a la Literatura.  No obstante, podemos encontrar algunas mujeres como Virginia Woolf, Jane Austen o las hermanas Brontë, que consiguieron salvar estos obstáculos y convertirse en importantes escritoras que han pasado a la historia a pesar de que su trabajo no fuera reconocido en su momento.

Concretamente, Jane Austen, nos legó obras de la talla de «Orgullo y Prejuicio». Muchas de ellas con una alta carga de feminismo. Su mayor obra ha sido llevada en diversas ocasiones al cine, pero la más destacada es la protagonizada por Keira Knightley y Matthew Macfadyen, que fue lanzada en el año 2005.

 

 

En la película, además de mostrarse una hermosa historia de amor, es imposible apartar la mirada de Elizabeth Bennet, una mujer con mucho carácter y adelantada a su época. Pese a la presión social, su mayor preocupación no es casarse, sino disfrutar de la vida y de su familia. No obstante, esto no significa que no crea en el amor. La cuestión es que no cree en un amor idealizado, sino en un amor real con un hombre que la valore como mujer y que esté a su altura, como es el caso de Mr. Darcy.

 

 


5. Jane Eyre (2011)


 

películas feministas

 

La obra de Charlotte Brontë está protagonizada por Jane, una solitaria institutriz que empieza a trabajar en la casa de una familia adinerada. Pese a que no ha tenido una vida fácil, Jane se convierte en una mujer, firme, fuerte y fiel a sus ideales, rompiendo por completo con los patrones sociales de la época.

 

 

Un personaje que refleja a la perfección la mentalidad feminista de su autora, lo que hizo que le lloviera un aluvión de críticas en su momento, además de por haberse «atrevido» a ser escritora siendo mujer.

 

 


6. Las horas (2002)


 

películas feministas

 

En esta película se narran tres historias de tres épocas distintas que tienen en común la novela de «La Señora Dalloway», de Virginia Woolf. Mientras la autora británica escribe su obra en los años 20, una mujer de la década de los 50 la lee en la infelicidad de su hogar y otra en la época actual representa la imagen de la protagonista que se describe en el libro. Tres niveles distintos para hablar de una de las grandes obras del siglo XX, cuya autora siempre destacó por sus ideas feministas.

 

 

 


7. La sonrisa de Mona Lisa (2003)


 

películas feministas

 

Sin duda, una de las mejores películas sobre feminismo de toda la historia del cine, ya que toca temas tan interesantes como el sexismo en la educación y en el mundo laboral, los roles de género y el lesbianismo.

La protagonista es Julia Roberts, que interpreta a una profesora de Historia del Arte que da clases en la prestigiosa Universidad de Wellesley, cuya base son las ideas conservadoras, machistas y retrógradas.

 

https://www.youtube.com/watch?v=uJZXpXBwwvk

 

Al principio se siente un poco cohibida tanto por la propia Universidad como por la educación machista en la que han sido educadas sus alumnas, pero poco a poco empieza a difundir sus ideas feministas y liberales utilizando el arte como una potente herramienta.

 

 


8. Figuras Ocultas (2016)


 

películas feministas

 

Basada en hechos reales, esta película protagonizada por Taraji P. Henson, Octavia Spencer y Janelle Monáe, cuenta la historia de tres mujeres con mucho carácter que consiguieron abrirse paso en la NASA entre los prejuicios de género y raza para destacar en sus respectivas carreras profesionales. Una narración muy dinámica y con mucho sentido del humor que mantiene al espectador atento a la pantalla hasta el último momento.

 

 

 


9. Brave (2012)


 

películas feministas

 

Aunque la mayoría de las princesas de la factoría Disney eran mujeres sumisas cuya única preocupación era encontrar un hombre para casarse, los tiempos cambian y la firma ha ido evolucionando en materia de igualdad. Un buen ejemplo de ello es Brave.

Mérida es una adolescente rebelde que huye del patrón de princesa delicada, sumisa y bella con el que no encajan muchas niñas que no se ajustan a estos estereotipos y que no se sienten así. Un comportamiento que rara vez encontramos en las películas de animación infantil.

 

 

La película rompe con los cánones establecidos, mostrando a una protagonista que ni tiene el rostro perfecto ni busca un príncipe azul, sino que se preocupa más por estar con su familia y por alcanzar sus sueños sin necesidad de tener un honbre a su lado.

 

 


10. Mulán (1998)


 

películas feministas

 

Otra de las mejores películas feministas de Disney es «Mulán», que, de hecho, llegó mucho antes que «Brave». Es más, nos atraveríamos a decir que es la protagonista de Disney más feminista y más inspiradora que se ha creado nunca. Incluso por encima de Elsa, Mérida y Viana.

 

 

Una mujer inconformista, soñadora y con mucho carácter que decide disfrazarse de hombre para ocupar el lugar de su padre en el ejército. Una auténtica rebelión feminista que hace que termine salvando China. Astuta y guerrera, Mulán consiguió romper con todos los estereotipos femeninos de «damisela en apuros» que, generalmente, veíamos en la películas de Disney hasta la fecha. De hecho, junto con Brave, son las únicas que usan un arco en sus respectivas películas.

 

 


11. Una rubia muy legal (2001)


 

películas feministas

 

Aunque probablemente no será una de esas películas que verás más de una vez en tu vida, resulta indiscutible el revés feminista que ofrece un argumento en el que parecían promoverse todos los tópicos caducos femeninos. La protagonista es una chica de familia acomodada, un poco tonta y a la que le gusta el rosa que hará todo lo posible por recuperar a su novio.

 

 

Lo que empieza como una película que parece fomentar ese machismo retrógrado de contar con un hombre siempre al lado, termina convirtiéndose en una historia de liberación y descubrimiento personal, ya que la protagonista se da cuenta de que es mejor vivir para una misma.

 


 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.